miércoles, 27 de octubre de 2010

PRO VIDA: Sevilla y la defensa de la vida en contra del aborto: "Sólo Dios es el Señor de la vida"

Queridos amigos y hermanos del blog: el pasado sábado 23 de octubre se realizó una concentración sin precedentes en Sevilla que mostró el rechazo de la ciudad a la reunión de la industria del aborto y a las instituciones públicas que la promueven. Ésta se llevó a cabo frente al Hotel Meliá Sevilla, que acogió el encuentro de propietarios de abortorios y “profesionales” del exterminio de seres humanos.

Miles de personas han mostrado durante más de una hora su condena ante la celebración de encuentros que, disfrazados de “congreso científico”, solo persiguen incrementar el negocio del aborto y además están patrocinados por el Ayuntamiento de la ciudad y la Junta de Andalucía con el dinero de todos los ciudadanos.

Más de 10.000 personas se concentraron durante la hora larga que duraron las intervenciones y la lectura del manifiesto, y muchas de ellas se congregaron en las inmediaciones del Hotel Meliá Sevilla desde primera hora de la mañana.

En el curso del acto se dio lectura a un manifiesto que reclamaba de las Administraciones públicas más responsabilidad a la hora de subvencionar actividades abortistas: “Dejen de financiar la industria del aborto, dediquen partidas presupuestarias a programas integrales de promoción de la maternidad y ayuda a la mujer ante un embarazo inesperado".

Gádor Joya, portavoz nacional de Derecho a Vivir, lamentó que la Junta de Andalucía, el Ayuntamiento sevillano y el Gobierno amparen a los “negociantes del aborto, declarando de interés científico sanitario algo que en realidad no lo tiene" y afirmó que la presencia de miles de ciudadanos en las calles, tanto en Sevilla como en Valencia, es una nueva prueba de que la ciudadanía rechaza la ley del aborto promulgada por Zapatero.

Esther Peláez, portavoz de Derecho a Vivir Sevilla, se congratuló de que "los sevillanos de manera espontánea hayan respondido" a la reunión abortista internacional de manera masiva.

Sevilla y los abortos

En Sevilla, la ciudad elegida por la patronal del aborto para celebrar un encuentro internacional, el exterminio de niños no nacidos se ha duplicado en la última década. En 1999 hubo 1.781 niños que no llegaron a nacer en la capital andaluza. En 2008 esa cifra llegaba a los 4.623, según los datos oficiales, que proporciona la abortista Consejería de Salud. En cuanto a las mujeres que decidieron abortar durante los últimos 10 años en Sevilla, se trata de jóvenes de 20-24 años con estudios medios.

Con la venta libre de la “píldora del día después” los abortos quirúrgicos habrán crecido ligeramente en el último año y los abortos farmacéuticos se multiplicarán, superando el porcentaje de crecimiento de la última década.

Desde la Junta andaluza se ha transmitido a la patronal del aborto y a los abortistas reunidos en el Hotel Meliá Sevilla que la región se ha convertido en un paraíso para el aborto. A tenor de estas cifras, el esfuerzo del PSOE y de la Junta de Andalucía por exterminar niños ha tenido, en efecto, resultados notables para quienes cobran por cada niño a que impiden nacer.

Algunas voces del encuentro “Pro Vida”

La pediatra Gádor Joya, portavoz de la Plataforma Derecho a Vivir (DaV), saludó a los presentes afirmando que las personas reunidas en el citado congreso “no son profesionales de nada más que de la muerte, no buscan nada más que el dinero, su objetivo es conseguir más negocio con menos control”. “¿Conocéis alguna fundación de ayuda a la infancia que haya creado esta gente?”, preguntó Joya.

José Manuel Albiach, profesor de radiología y hermano mayor de la Hermandad de San Lorenzo, aseguró que “Sevilla, ciudad de la luz, del color, del olor y de la belleza, ciudad noble, mariana e invicta, no puede consentir que en su seno se celebre un congreso pro oscuridad y tinieblas, pro muerte y destrucción. Es contra natura y cruel ver en un congreso de médicos cuáles pueden ser las mejores técnicas de descuartizar a un ser indefenso. Los médicos tenemos el fin primordial de defender la vida desde el momento de la concepción. Un niño concebido en el seno de la madre nunca es un agresor injusto. Es un ser indefenso que espera ser acogido y ayudado”.

Esteban Rodríguez Marín, portavoz de Ginecólogos por la Vida, aseguró que “hoy, más que nunca, el reto de los auténticos profesionales de la salud es tratar de rescatar a la mujer de los intereses del abortismo político o empresarial. Ante una situación de presión –o de depresión– hacer un refuerzo positivo del vínculo amoroso que une a la madre con su hijo es una labor de gran dignidad humana y médica que salva vidas”.

Imágenes que muestran la fuerte defensa de la vida en Sevilla (fotos de arriba y abajo Diario "La Razón", España)


Contundente título de la crónica periodística del ABC de Sevilla.


No hay comentarios:

Publicar un comentario