martes, 30 de agosto de 2011

FAMILIA: ¿Sabía Ud? Que el matrimonio es bueno para la salud…

REDACCIÓN HO.-  El matrimonio puede ser una manera excelente de mantenerse con vida, según una nueva investigación de la Universidad de Rochester (Estados Unidos) que ha comprobado que los felizmente casados sobreviven más que los solteros tras someterse a una cirugía de 'by-pass' corononario, según recoge la versión digital de 'Health Psychology' (Psicología de la Salud).

Concretamente, las personas casadas que se someten a esta intervención, tienen tres veces más de probabilidades de sobrevivir durante los 15 años posteriores a la cirugía que los solteros. "Las buenas relaciones ayudan a las personas a sobrevivir", asegura la autora principal del artículo y profesora emérita de la Facultad de Enfermería de la Universidad de Rochester, Kathleen King.

De hecho, el efecto de la satisfacción del matrimonio es "tan importante para la supervivencia después de la cirugía 'by-pass' como lo son los factores de riesgo más tradicionales, como el consumo de tabaco, la obesidad y la hipertensión arterial", explica uno de los coautores del estudio, el profesor de psicología en la Universidad de Rochester, Harry Reis.

Pero el matrimonio afecta de diferente manera a hombres y mujeres. Para los hombres, en general, el matrimonio está vinculado a tasas de supervivencia más altas y, cuanto mayor es la tasa de satisfacción, mayor es la supervivencia. Por su parte, para las mujeres, la calidad de la relación es más importante. Mientras que los matrimonios infelices no ofrecen prácticamente ninguna ventaja de supervivencia para las mujeres, los satisfactorios casi cuadruplican la tasa de supervivencia de una mujer, según el estudio.

"Las mujeres necesitan sentirse satisfechas en sus relaciones para cosechar un dividendo de salud", explica Reis y añade que "la recompensa de la felicidad conyugal es mayor para las mujeres que para los hombres". 

El 83 % de los felizmente casados sobreviven más tiempo

Los investigadores siguieron a 225 personas con 'by-pass' entre 1987 y 1990 y se les pidió que calificaran la satisfacción de su matrimonio un año después de la cirugía. El estudio estaba ajustado por edad, sexo, educación, estado de ánimo, consumo de tabaco y otros factores que se sabe que afectan a las tasas de supervivencia de la enfermedad cardiovascular.

Quince años después de la cirugía, el 83 por ciento de las mujeres felizmente casadas todavía estaban vivas, frente al 28 por ciento de las mujeres con un matrimonio infeliz y un 27 por ciento de las mujeres solteras. La tasa de supervivencia para los esposos contentos también fue del 83 por ciento, pero incluso a los no tan felizmente casados les fue bien. Los hombres menos satisfechos disfrutaban de una tasa de supervivencia del 60 por ciento, significativamente mejor que la tasa del 36 por ciento de los hombres solteros.

"La cirugía de revascularización coronaria antes era vista como una cura milagrosa para las enfermedades del corazón pero ahora sabemos que para la mayoría de los pacientes, los injertos son un parche temporal, aún más susceptibles a la obstrucción y a la enfermedad de las arterias nativas. Por lo tanto, es importante tener en cuenta las condiciones que permiten a algunos pacientes vencer las probabilidades", detalla King.

El experto se muestra escéptico con la creencia generalizada de que un problema de salud importante como llevar un 'by-pass' pueda cambiar el comportamiento y asegura que "los datos muestran que muchas personas vuelven a la forma de vida que tenían antes".

Para King "este estudio apunta a la importancia de las relaciones  tanto para hombres y mujeres. El apoyo de los cónyuges así como comportamientos saludables, como el aumento de ejercicio o dejar de fumar, son fundamentales para sobrevivir a largo plazo a las enfermedades del corazón".

También sugiere que un matrimonio proporciona a los pacientes una motivación sostenida para cuidar de si mismo y una poderosa razón para "sobrevivir y mantener la relación que les gusta", concluye el investigador.

Organización Mundial de la Salud:
El matrimonio es saludable

El matrimonio es bueno, pues reduce los riesgos de depresión y ansiedad, unos trastornos que afectan mucho más a las personas que terminaron una relación, según concluyó un estudio internacional.

El sondeo realizado entre 34.493 personas en 15 países fue dirigido por la psicóloga clínica Kate Scott de la University of Otago de Nueva Zelanda, y está basado en los estudios de la sección de Salud Mental Mundial (WMH, por su sigla en inglés) de la Organización Mundial de la Salud.

Poner fin al matrimonio bien por separación, divorcio o muerte está relacionado con un incremento del riesgo de trastornos mentales, con las mujeres siendo más propensas a recurrir al abuso de sustancias y los hombres más proclives a acabar deprimidos, según una de las conclusiones del estudio.

"Lo que hace esta investigación única y más sólida es la muestra tan grande y de tantos países y el hecho de que tenemos datos no sólo de la depresión (...) también de la ansiedad y de los trastornos por consumo de sustancias", dijo Scott en un comunicado. "Además, pudimos observar lo que sucede en cuanto a salud mental en el matrimonio, comparando tanto las relaciones que no acaban en boda, como el final de un matrimonio", agregó.

Scott dijo que el estudio encontró que el matrimonio, comparada con la opción de no casarse, era bueno para la salud mental de ambos sexos, no sólo mujeres, tal y como habían concluido estudios anteriores. No obstante, el sondeo encontró que los hombres son menos propensos a la depresión en su primer matrimonio que las mujeres, un factor que Scott dijo estaba probablemente relacionado a los roles tradicionales de género en casa, mientras que otros estudios de la WMH han demostrado que en las mujeres con mejor educación, los índices de depresión tienden a caer. La otra diferencia que el estudio encontró es que el matrimonio reduce el riesgo de trastorno por abuso de sustancias más en las mujeres que en los hombres. Scott dijo que esto se puede explicar por el hecho de que las mujeres suelen ser las principales cuidadoras de los niños.

3 comentarios:

  1. Roberto Carlos Ortega Taillant ha escrito desde Facebook: SI LO SABRE YO HACE YA 18 AÑOS QUE GOZO DE SALUD Y FELICIDAD PLENA ...ABRAZOS MI QUERIDO AMIGO

    ResponderEliminar
  2. Maria Cristina Eizayaga ha escrito desde Facebook: muy lindo artículo! yo tuve un matrimonio feliz y cuando murió me desbarranqué hasta encontrar el rumbo

    ResponderEliminar
  3. Elsa Petruccelli de Lomolino ha escrito desde Facebook: si DIOS quiere en octubre cumpliremos 38 de CASADOS...

    ResponderEliminar